MAQUINARIA PARA TRATAMIENTOS POSTCOSECHA


BIOWAXER


BIOWAXER ENCERADORA PARA FRUTAS

Patentada por XEDA INTERNACIONAL, se concibió para la aplicación de la cera de recubrimiento XEDASOL L.

El equipo está constituido por una serie de cepillos en la entrada y de rodillos transportadores sobre los cuales avanza la fruta y se la somete a las siguientes fases:

● Aplicación: con una bomba dosificadora y 14 boquillas de acero inoxidable totalmente independientes operadas mediante electroválvulas controladas por un PLC se realiza la aplicación del recubrimiento.
● Secado: secador mediante aire frío donde el aire pasa a través de los rodillos y la fruta, debido a la presión negativa que ejerce la succión producida por una turbina situada encima de la máquina.

Un colector bajo los rodillos recupera los líquidos drenados por la eliminación. La máquina está provista de un sistema de avanzado neumático que permite la evacuación automática de la fruta en caso de una parada súbita.


La cera XEDASOL L no contiene agua y no requiere secado con aire caliente, y durante su evaporación forma una capa totalmente impermeable que no se altera ni con el frío ni con la humedad. La película creada va a “sellar” el fruto, reduciendo drásticamente la pérdida de agua y preservando el sabor, la firmeza y la jugosidad sobre períodos más largos con respecto a las ceras comercializadas actualmente garantiza.



Vídeo de la BIOWAXER aplicando cera de recubrimiento XEDASOL L


ELECTROFOG


ELECTROFOG XEDA

Especialmente concebido para producir la nebulización del producto a partir de formulaciones adaptadas.

El principio de la TERMONEBULIZACIÓN combina el efecto de un flujo de aire a alta velocidad y alta temperatura para producir la nebulización sin emisión de gas de combustión y sin emanaciones de residuo.


La termonebulización permite el tratamiento de las frutas y hortalizas directamente en el local de almacenamiento, generando una niebla fina que contiene la sustancia activa. No genera ningún volumen de agua residual, ya que se usa el producto puro, eliminando así la existencia de efluentes y disminuyendo el riesgo de contaminación por esporas, se consigue un muy buen recubrimiento individual y se usa menor cantidad de materia activa que con otras técnicas.


Se considera tecnología BIMA (Bajo impacto ambiental). Se integra perfectamente en un enfoque SOSTENIBLE, respetuoso con el medioambiente. Los tratamientos se desarrollan en un lugar cerrado donde el conjunto de factores son controlados..



Vídeo de ELECTROFOG en funcionamiento